Labels

Muchas de nuestras herramientas se emplean para el troquelado de las etiquetas autoadhesivas que están muy presentes en nuestra vida diaria. Se encuentran, por ejemplo, en los productos del supermercado, en los electrodomésticos del hogar, en los medicamentos de los hospitales, en los paquetes de los centros logísticos o en las carpetas de las oficinas. Conforme a ello, nuestras herramientas también presentan una gran variedad y se elaboran de forma individual según las necesidades del cliente.

Labels

Variantes y funciones

Las etiquetas son soportes de información que proporcionan datos sobre el contenido, el precio, el origen, el fabricante, los posibles peligros, etc. Aparte de ello, las marcas se escenifican sobre el aspecto de la etiqueta: la forma, el diseño y el material marcan la diferencia en el punto de venta. Entretanto, existen innumerables variantes con los ámbitos de aplicación más diversos:

  • Etiquetas en blanco para impresión variable (p. ej., logística/transporte, distinción de precio y peso, tickets)
  • Etiquetas para identificación de productos y publicidad (p. ej., bienes de consumo y productos industriales, publicidad corporativa, ofertas especiales)
  • Etiquetas con funciones especiales (p. ej., etiquetas multicapa, etiquetas Piggyback, etiquetas RFID, etiquetas de seguridad, sellos)

Producción de etiquetas

Las etiquetas adhesivas suelen fabricarse de rollo a rollo en impresión en banda estrecha. Para ello, se utilizan principalmente troqueles flexibles que se montan sobre cilindros magnéticos. Para ciertas aplicaciones en el ámbito rotativo se utilizan también troqueles sólidos, mientras que en el procedimiento de troquelado tradicional se utilizan troqueles planos. Tras el troquelado, se elimina el material exterior sobrante con forma de rejilla, mientras que las etiquetas permanecen en el material de soporte y luego se enrollan. De este modo, las etiquetas quedan listas para su «dispensación», es decir, su colocación mecánica en el producto final.

Hier steht ein Alttag

Troquelado "en el punto"

Las etiquetas adhesivas de plástico o papel cuentan con una estructura multicapa: el material exterior (impreso) se une mediante una capa adhesiva al material de soporte revestido. El troquelado consiste en separar de forma precisa el material exterior sin dañar el soporte siliconado. Un solo micrómetro puede decidir si las etiquetas pueden continuar procesándose en perfectas condiciones. Por ello, un nivel elevado de exigencia es sinónimo de precisión en nuestras herramientas.

Hier steht ein Alttag